Foto: Ingrid Ruiz en acción/ Copy: Ricard Ametller Saula

El calor y el duro ascenso de 1.150+ en 5’5km, marcaron esta prueba tarraconense disputada el pasado sábado.

El Caro, emblemática montaña de Tarragona y montaña más alta de esta provincia, fue la tarde del pasado sábado el punto de referencia del KMV Roquetes, 10ª edición de este Kilómetro Vertical que este año, al igual que en la temporada pasada, era puntuable para la Copa de España de Carreras Verticales FEDME.

Una edición en la que Trail Roquetes (su organización) tomó la decisión de presentar un recorrido algo diferente al usual, sustituyendo la dureza y verticalidad que caracterizaban sus 1.300 metros de desnivel positivo repartidos en 5’5km, por un trazado de mayor belleza paisajística que partía desde el Barranco de Lloret y culminaba por un atractivo sendero en el top del Caro (a 1.441 metros de altitud) tras completar esa misma distancia lineal pero ascender 1.150 metros.

A las 16:30 horas y con una meteo muy calurosa en el que el mercurio llegó a estar bastante por encima de los 30ºC se dio la salida a los 9 corredores de categoría cadete que se presentaron y en el que Aitor Ugarte (Selección Vasca) en chicos y Maria de Iracheta (CE La Areny), en chicas, fueron los mejores. 15 minutos después, fue el turno de los juniors (estos ya salieron en formato individual y escalonados cada 30 segundos) para preceder a los senior, cuya partida fue cerca de las 17:00 en este mismo formato. En juniors, dominio de Yaiza Miñana (Federación de Aragón) y Joan Molina (C.M GR33), con cronos de 1h20’58’’ para ella y 1h10’01’’ para él.

KV Sierra Nevada 2019

Los últimos en ponerse en acción fueron los a priori, 3 favoritos para la victoria: Agustí Roc (AE Matxacuca), Martín Álvarez Espinar (Piloña Deporte) y Mikel Beunza (Txurregi Intersport Irabia), que lo hicieron a partir de las 18:11 y con 30 segundos de diferencia.

Finalmente fueron 178 los corremontes con Licencia FEDME que se atrevieron a conquistar la cumbre del Caro a todo lo que daba sus piernas y corazón. Los que mejor versión de sí mismos sacaron y pudieron ser los más rápidos de esta 2ª prueba puntuable para la Copa de España de Carreras Verticales FEDME, fueron Mikel Beunza e Ingrid Ruiz, con 56’26’’ y 1h06’49’’, respectivamente.
El del CCM Txurregi no lo tuvo fácil con Martín Álvarez Espinar (Piloña Deporte) y con Albert Ferrer (el de la Federación de Aragón fue el ganador en 2018). Para ver la emoción de esta carrera, los tres primeros estuvieron en menos de 30 segundos, siendo Espinar 2º y Ferrer 3º.

Entre las femenina, y pese a lo abierta que estaba esta categoría, exhibición de Ingrid Ruiz (AE Matxacuca) que con 1h06’49’’ fue casi 2’30’’ superior a Nuria Gil (CE La Areny) y llegó a meta con casi 5 minutos de diferencia sobre Silvia Lara (Federación Andaluza).

Beunza, líder provisional de esta Copa de España de Verticales FEDME, hacía estas declaraciones en meta:
“No estoy acostumbrado a llevar el dorsal número 1 pero tras mi carrera en Arredondo venía motivado y con ganas. Pero las sensaciones al comenzar no fueron buenas, entre los nervios y el calor. Lo pasé mal a mitad de recorrido pero la sección final me recuperé y pude hacer una buena carrera. Mi intención es seguir esta Copa de Verticales FEDME y estaré en Sierra Nevada, próxima parada de esta Copa y también Campeonato de España absoluto”.

Por su parte la catalana Ingrid Ruiz (tras esta prueba también líder provisional) estaba muy contenta con su actuación, corriendo en casa:

“Ganar este KV de Roquetes ha sido muy especial por ser la que más cerca de casa tendré este año. Sabía que habrían muchos conocidos míos en el recorrido y lo quería hacer muy bien. He regulado desde el principio ya que la primera parte era muy exigente por el terreno y el desnivel. A partir de ahora, seguiré haciendo Copa de España FEDME, tanto en Línea como en Verticales, me gustaría hacer un buen papel en el Campeonato de Sierra Nevada, aprender de las mejores y mejorar en esta modalidad tan explosiva”.

Tras su estreno en el KV de Arredondo, y la continuidad en este KMV Roquetes, ahora el circuito de verticales que organiza la Federación de Montaña (FEDME) seguirá el próximo 7 de julio con el KV Sierra Nevada (Granada). Allí espera una carrera exigente donde las haya con 4’8km y 1.050+, pero con la particularidad que la salida se dará a 2.150 metros de altitud para llegar a los casi 3.200 metros.
Todas las clasificaciones del KMV Roquetes 2019 –Copa de España Verticales FEDME- en este link.